En clínica humana, los estudios se han centrado fundamentalmente en dolores de tipo neuropático, probablemente por ser uno de los más difíciles de tratar y hacia el que se dirigen la mayoría de nuevos abordajes farmacológicos. Existe una variedad de cannabinoides, los cuales pueden ser considerados buenos fármacos analgésicos en su conjunto, pero con mucha variabilidad individual. La eficacia clínica es difícil de valorar en su conjunto, ya que existen muchos tipos de ligandos, muchos tipos de dolores y muchos tipos de pacientes. No se pueden comparar, por ejemplo, los efectos producidos por el Cánnabis (con sus más de 400 alcaloides, de los cuales 70 son cannabinoides), con los obtenidos por mezclas de tetrahidrocanabinol (THC) y cannabidiol (Sativex, Marinol), o el efecto de agonistas puros. Además, los efectos secundarios reducen la eficacia terapéutica de su uso como fármacos analgésicos, y tampoco pueden descartarse prejuicios sociales (a los que los médicos pueden no ser ajenos) sobre su uso como fármacos.
Does anybody know about cbd vs thc for chronic exhaustion? There are times that I can barely get out of bed and can’t do work due to it, and it has gotten my mood swings to go over the roof! I don’t have much interest in doing just thc because it makes me feel more lethargic, but cbd has seem to be able to help me! I need to know if someone has used it for this problem, and is results

Cannabis Ruderalis – Se cree que es una especie de cannabis originaria de Asia central, esta florea más temprano, es mucho más pequeña y puede aguantar climas mucho más rudos que la Cannabis indica o la Cannabis sativa. Esta especie supuestamente hecha sus brotes basado en su edad, en lugar de cambios en longitud de exposición a la luz, que se conoce como auto-florecimiento. Se usa sobre todo para la producción de alimentos, como las semillas de cáñamo y aceite de cáñamo.
En el entorno del CHC, se estudiaron los efectos del Δ-9-TCH y un agonista sintético del receptor CB2.[15] Ambas sustancias redujeron la viabilidad de las células de CHC in vitro y demostraron efectos antitumorales en xenoinjertos subcutáneos de ratones lampiños con CHC. En las investigaciones, se documentó que los efectos contra el CHC están mediados por vía del receptor CB2. De modo similar a los hallazgos en las células de glioma, se observó que los canabinoides desencadenan la muerte celular a través de la estimulación de una vía de estrés del retículo endoplasmático que activa la autofagia y promueve la apoptosis. En otras investigaciones, se confirmó que los receptores CB1 y CB2 pueden ser blancos posibles en el carcinoma de pulmón de células no pequeñas [16] y el cáncer de mama.[17]

"Recibir un masaje con aceite de CBD puede ser muy beneficioso para los pacientes que sufren síntomas como dolor localizado, artritis o inflamación y trastornos de la piel como el eccema o la psoriasis", dijo la doctora Tanny Raz, directora de desarrollo de negocios médicos en Apollo Cannabis Clinics, una organización de investigación de cannabis medicinal y centro de tratamiento en Toronto.
Basados en la experiencia de otros países como Canadá y Estados Unidos, los cannabinoides son de utilidad para el tratamiento del dolor crónico. Sin dudas. De hecho, algunos relatos que oímos de los pacientes suelen ser mucho más alentadores que la evidencia científica disponible al respecto. La explicación fisiológica parte del estrecho vínculo entre el sistema endocannabinoide y el sistema opioide endógeno, además de la amplia presencia de receptores CB1 en las principales áreas de modulación y percepción del dolor. Los dolores que mejor parecen responder son aquellos con componente neuropático crónico y con comorbilidad afectiva asociada (ansiedad, estrés, depresión, etc.). Así, el Cannabis puede ser muy buen adyuvante en pacientes con dolor asociado a insomnio, depresión, náuseas o anorexia, como es el dolor por cáncer y otros. Más allá del efecto analgésico, que puede ser moderado, ayudaría a manejar otros síntomas concomitantes.

The agency also has approved Marinol and Syndros for therapeutic uses in the United States, including for the treatment of anorexia associated with weight loss in AIDS patients. Marinol and Syndros include the active ingredient dronabinol, a synthetic delta-9- tetrahydrocannabinol (THC) which is considered the psychoactive component of marijuana. Another FDA-approved drug, Cesamet, contains the active ingredient nabilone, which has a chemical structure similar to THC and is synthetically derived.
Es uno de los compuestos medicinales más poderosos de la planta del cannabis, que cada día cobra más fama como agente terapéutico ante diferentes enfermedades y padecimientos. Y seguramente también te preguntas para qué sirve. ¿Por qué tanto alboroto por este cannabinoide? Te hablamos un poquito de sus propiedades terapéuticas y algunos productos que ya existen en el mundo, que lo contienen.
Years passed, and more studies rolled out with medically beneficial findings regarding cannabis until 2009 when Steep Hill Laboratory in Oakland, California, tested cannabis samples provided by Harborside Health Center to discover that a handful of cultivars contained more CBD than THC. This discovery kicked other labs into gear. They wanted to study medical cannabis to understand and potentially calibrate their cannabinoid ratios. Soon thereafter, laboratories uncovered CBD-dominant strains boasting 20:1 CBD to THC ratios, which opened up the cannabis market for a panoply of CBD products.

En 1951, el Congreso aprobó la Boggs Act, que por primera vez incluyó Cannabis en la lista de drogas de tipo narcótico. En 1970, con la aprobación de la Controlled Substances Act, el Congreso clasificó la marihuana como droga de la lista I. En los Estados Unidos, las drogas en la lista I se distinguen por no tener utilidad medicinal aceptada en la actualidad. Otras sustancias incluidas en la lista I son la heroína, la LSD, la mezcalina y la metacualona.


Los tópicos se frotan directamente sobre los músculos o articulaciones adoloridas, donde pueden aliviar el dolor debido a que reducen la inflamación, dice Earleywine. Los bálsamos de CBD por lo general incluyen extractos mezclados en una grasa, como cera de abeja o aceite de coco. Esa receta no solo hace que sea más fácil esparcir el producto sobre tu piel, sino que también permite que el CBD penetre.
The ECS is responsible for setting the baseline activity levels of our immune system and nervous system, which then work to maintain our health. When the ECS falls out of whack, the systems that are regulated by it can begin to malfunction. CBD promotes the normal health and function of the endocannabinoid system, so it’s possible that CBD can help to alleviate the symptoms of conditions that are caused by dysfunction of the endocannabinoid system.

The agency also has approved Marinol and Syndros for therapeutic uses in the United States, including for the treatment of anorexia associated with weight loss in AIDS patients. Marinol and Syndros include the active ingredient dronabinol, a synthetic delta-9- tetrahydrocannabinol (THC) which is considered the psychoactive component of marijuana. Another FDA-approved drug, Cesamet, contains the active ingredient nabilone, which has a chemical structure similar to THC and is synthetically derived.

Estudios recientes fueron llevados a cabo sobre los beneficios del aceite de semillas de cáñamo con bajo contenido de THC (0.3%), receintemente legalizado en la Unión Europea. \ Beneficios incluyeron la prevención de enfermedades del corazón y un riesgo menor de cáncer y ataques al corazón, un colesterol más bajo, y beneficios contra enfermedades degenerativas como aterosclerosis y Alzheimer.10
Se asegura que la forma en cómo se van sanando las heridas de la infancia o subsanando los problemas del pasado es como se va conformando la personalidad. La personalidad se va formando a través de experiencias, de tinos o desatinos. Se clarifica que personalidad, temperamento y carácter son cosas distintas. La herencia es la capacidad de hacer algo, pero la personalidad es la forma en cómo reaccionas a las influencias del medio.
A diferencia de otras drogas de uso común, los canabinoides se almacenan en el tejido adiposo y se excretan a una tasa baja (semivida de 1–3 días), por lo que incluso el cese abrupto de la ingesta de canabinoides no se relaciona con la rápida disminución en las concentraciones plasmáticas que precipitarán síntomas de abstinencia graves o repentinos o necesidades imperiosas de consumir la droga.
The good news is that in 2017, the National Institutes of Health funded cannabinoid research to the tune of $140 million, including $15 million on CBD. The F.D.A. also loosened restrictions on CBD research in 2015 and has announced that it is considering “pathways” to allow the sale across state lines of CBD in food and beverages, sales now confined to states that have approved CBD use.
En un estudio en ratones y ratas, se indicó que los canabinoides quizás tengan un efecto protector contra la formación de ciertos tipos de tumores.[3] Durante los 2 años del estudio, los grupos de ratones y ratas recibieron distintas dosis de THC mediante administración por sonda. En los ratones, se observó una disminución relacionada con la dosis de la incidencia de tumores de adenoma hepático y carcinoma hepatocelular (CHC). También se observó en las ratas disminución de la incidencia de tumores benignos (pólipos y adenomas) en otros órganos (glándula mamaria, útero, hipófisis, testículos y páncreas). En otro estudio, se encontró que Δ-9-THC, Δ-8-THC y canabinol inhiben la proliferación in vitro e in vivo de las células de Lewis en el adenocarcinoma de pulmón.[4] Además, se ha observado que otros tumores son sensibles a la inhibición del crecimiento inducido por un canabinoide.[5-8]
Si bien este compuesto químico proviene de la marihuana o de su pariente cercano, Cannabis sativa [hemp], el CBD no causa intoxicación en los usuarios, a diferencia de otro compuesto de la planta de marihuana, el tetrahidrocannabinol o el THC. La Administración de Alimentos y Medicamentos aprobó este verano un medicamento basado en el CBD para tratar dos trastornos convulsivos graves.
Guardar en lugar seco, fresco y en ausencia de luz. Guardar en el frigorífico o lugar fresco una vez abierto. No se debe utilizar el aceite de cáñamo para hacer fritos, ya que las altas temperaturas no sólo destruyen sus propiedades más valiosas sino que las transforman en nocivas. Es ideal para ensaladas y aliños: con vinagre o zumo de limón. También podemos tomarlo solo (de una a tres cucharaditas al día
Los canabinoides también contribuyen a la modulación del dolor a través de un mecanismo antiinflamatorio; se describió un efecto CB2 de los canabinoides que al actuar sobre los receptores de mastocitos atenúa la liberación de sustancias inflamatorias, como la histamina y la serotonina, y en los queratinocitos mejoran la liberación de analgésicos opioides.[45-47] En un estudio, se informó que la eficacia de los agonistas sintéticos de los receptores CB1 y CB2 fue comparable con la eficacia de la morfina en un modelo murino de dolor tumoral.[48]
14. In making the two previous determinations about THC, why did FDA conclude that THC is an active ingredient in a drug product that has been approved under section 505 of the FD&C Act? In making the two previous determinations about CBD, why did FDA determine that substantial clinical investigations have been authorized for and/or instituted, and that the existence of such investigations has been made public?
En la planta del cannabis se han identificado más de 100 cannabinoides, es decir, compuestos químicos que se encuentran de forma natural en dicha planta. Uno de los más abundantes es el cannabidiol (CBD), que puede llegar a representar hasta el 45% del extracto de la planta. Muchas de las cepas de Cannabis Sativa dan lugar al CBD o cannabidiol pero lo hacen en pequeñas cantidades. De hecho, solo ciertas ramas de la planta contienen la concentración suficiente de CBD para extraerlo de una forma útil.

^ Jump up to: a b Pamplona, Fabricio A.; da Silva, Lorenzo Rolim; Coan, Ana Carolina (12 September 2018). "Potential Clinical Benefits of CBD-Rich Cannabis Extracts Over Purified CBD in Treatment-Resistant Epilepsy: Observational Data Meta-analysis". Frontiers in Neurology. 9. doi:10.3389/fneur.2018.00759. ISSN 1664-2295. PMC 6143706. PMID 30258398.
Most of the products claim to ease pain and anxiety. But whether or not these products actually contain the amount of CBD they advertise is up for debate, since they're not approved by the FDA. In 2015 the FDA tested CBD products from companies making unfounded health claims, and found that many of them didn't even have the amount of CBD they'd advertised.
Esto también se demostró en un estudio en el que participaron 127 personas que sufrían diferentes tipos de cefaleas crónicas como migrañas o cefalea en racimos. A los participantes se les dio una combinación de THC-CBD todos los días durante un mes, ya que como se explicó, el CBD actúa como un efecto contrario al THC, ayudando también a reducir el dolor. Las personas experimentaron una disminución de sus dolores en un 55%. Este estudio también demostró que el CBD era mejor que los medicamentos recetados para aliviar el dolor de las migrañas.
Semillas de Marihuana y CBD : Semillas feminizadas autoflorecientes de cáñamo y marihuana, cepas europeas y certificadas gracias a estudios genéticos. Estas semillas ricas en CBD son de fácil cuidado, siendo la humedad, luz y agua los puntos claves para maximizar su crecimiento. Nuestras 5 variedades de semillas varían en la concentración de CBD por lo que se ajustan a las necesidades de cada usuario, entre uso terapéutico para problemas antiinflamatorios, como para condiciones crónicas más sensibles.
This pocket-sized salve is perfect for travel or for sports, when you need a quick fix for your sore joints and muscles. It is also infused with arnica, meadowsweet, elderflower, calendula, ginger, vitamin E, turmeric, and other nourishing skincare ingredients that provide anti-inflammatory benefits. It’s good to know ahead of time that this salve is extremely hard to apply—there’s a lot of beeswax in there, which makes it difficult to melt enough to rub into your skin. (There is also a handy Topical Roll-On version so that you don’t have to even use your fingers—the problem is, the roll-on formula is also made with beeswax. It’s been 65 degrees in New York City all week and I still can’t get the formula to melt in the roll-on. Nothing that placing the container in a bowl of hot water won’t solve, but it’s not up to general skincare standards.)
Cooper recently got funding from the National Institutes of Health for a study looking at cannabinoids — including CBD in isolation — as a substitute for opioids, and numerous other clinical trials of CBD are underway. It will be several years before results are available, but these studies should help clarify both what benefits the substance may provide and any side effects it may come with. Most of the adverse effects so far associated with cannabis, such as impairments in short-term memory, coordination and judgment,2 come from products that contain THC as well as CBD, Cooper said, but we need to do more studies to find out for sure whether CBD has fewer risks. Studies are also needed to identify the best way to administer and dose CBD. “I get emails from people asking me what dose of CBD to use, and the truth is, we really don’t know,” Cooper said.

Las variedades más recomendadas y utilizadas para la elaboración de aceite de CBD son la Supreme CBD Kush de Nirvana con un ratio 1:1 (THC 9.5% y CBD 9.5 %) o la White Domina CBD de Kannabia Seeds, con un ratio 1:1 (THC 10 % y CBD 10 %). Esta magnífica proporción entre sus componentes psicoactivos y no psicoactivos es lo que las hace ideales para su consumo terapéutico puesto que mantiene a raya los efectos estimulantes mientras que los efectos terapéuticos son los requeridos por los consumidores interesados en este tipo de efectos.

Se seleccionaron los ensayos controlados aleatorios doble ciego de cannabis médico, obtenido de la planta y fármacos sintéticos con cannabis en comparación con placebo u otro tratamiento activo para las afecciones con dolor neuropático crónico en pacientes adultos, con una duración del tratamiento de al menos dos semanas y al menos diez participantes por brazo de tratamiento.


Anti-inflamatorio: una de las principales propiedades terapéuticas del CBD es como anti-inflamatoior natural y sin efectos secundarios adversos. La inflamación de los músculos puede causar dolor y, con el tiempo, puede resultar en daño mayores en los tejidos o incluso dolores crónicos. El uso de analgésicos recetados para aliviar estos dolores a base de compuestos químicos, a largo plazo pueden tener efectos secundarios sobre el hígado, riñón y estómago.
Al ser una solución muy concentrada de cannabinoides, principalmente es utilizada para tratar dolores fuertes, tales como los efectos secundarios de la quimioterapia, la epilepsia y el cáncer. Es un aceite muy costoso de producir, ya que se necesita una gran cantidad de flores para obtener unos pocos mililitros de aceite. En el mercado oficial, es decir, donde es legal su comercialización (principalmente EEUU y Europa) el valor por 10 ml de aceite supera los 30€ ($35 dolares, $21.000 pesos chilenos, $300 pesos argentinos, etc). En los países donde la marihuana es aún ilegal, su valor fácilmente puede triplicarse, debido a que el costo de obtener la marihuana es mucho mayor (cualquier producto por debajo de este valor será de poca concentración o puede ser un engaño). Por ello, muchas personas están prefiriendo cultivar y producirla en casa.

Al buscar la cepa ideal para ti, ten en cuenta que todos somos diferentes. Algunos consumidores de cannabis con fines terapéuticos consideran que las variedades de cannabis ricas en THC les benefician, ya que el colocón producido les ayuda a dejar de lado los síntomas dolorosos. Otros prefieren cepas con un contenido mínimo o nulo de THC, ideales para consumir durante el día. Y algunos consumidores afirman que les va mejor con las cepas de marihuana que contienen CBD y THC. Esto está respaldado por una teoría conocida como el "efecto séquito". Si eres consumidor de marihuana con fines medicinales, pero aún no has encontrado la cepa rica en CBD ideal para ti, es recomendable que pruebes varias opciones primero, para ver cómo respondes.
exhaustion and pain that kept her on the couch much of the day. The 58-year-old Seattle speech coach didn’t want to take opioid pain-killers, but Tylenol wasn’t helping enough. Roth was intrigued when women in her online chat group enthused about a cannabis-derived oil called cannabidiol (CBD) that they said relieved pain without making them high. So Roth, who hadn’t smoked weed since college but lived in a state where cannabis was legal, walked into a dispensary and bought a CBD tincture. “Within a few hours of placing the drops in my mouth, the malaise and achiness that had plagued me for weeks lifted and became much more manageable,” she says. She took the drops several times a day and in a few weeks was back to her regular life.
Cannabidiol is currently a class B1 controlled drug in New Zealand under the Misuse of Drugs Act. It is also a prescription medicine under the Medicines Act. In 2017 the rules were changed so that anyone wanting to use it could go to the Health Ministry for approval. Prior to this, the only way to obtain a prescription was to seek the personal approval of the Minister of Health.
Keep in mind that CBD levels may vary from crop to crop—even from plant to plant. However, below are some strains that have been bred to contain higher CBD levels, so they might be a good place to start. Check the map on their strain page to see if these are sold at a dispensary near you. We also recommend checking with dispensaries about the specifics of their strains’ CBD levels. It’s always a good idea to purchase only lab-tested products that clearly state the CBD/THC levels so you know what kind of experience to expect.
La mejor forma de encontrar la dosis más apropiada para cada uno, es empezar con pequeñas dosis e irlas ajustando gradualmente. Para quienes sean nuevos en el consumo de cannabis, quizás dosis de 5mg sean suficientes para mantener el alivio. Si se administran múltiples dosis durante el primer día, se recomendaría subirla a 10mg y analizar los cambios en los efectos. Luego sería cuestión de seguir ajustando en función de las necesidades hasta que el alivio sea constante. Para quienes tienen experiencia con el cannabis, quizás necesiten empezar con una dosis superior, como unos 25mg, y empezar a trabajar desde ese punto.
Cabe la posibilidad de consumirlo discretamente por aquellas personas enfermas que quieran mejorar su calidad de vida o, incluso, existen padres que se plantean mejorar la calidad de vida de sus hijos con problemas neurodegenerativos con el uso de aceite de CBD. Además, elaborado a partir de aceite de oliva, se puede tomar con distintos tipos de alimentos o utilizar de forma tópica.
Si bien este compuesto químico proviene de la marihuana o de su pariente cercano, Cannabis sativa [hemp], el CBD no causa intoxicación en los usuarios, a diferencia de otro compuesto de la planta de marihuana, el tetrahidrocannabinol o el THC. La Administración de Alimentos y Medicamentos aprobó este verano un medicamento basado en el CBD para tratar dos trastornos convulsivos graves.
En tres ensayos controlados, se demostró que el THC oral tiene efectos variables en la estimulación del apetito y la pérdida de peso en pacientes de neoplasias en estadio avanzado y de infección por el virus de inmunodeficiencia humana (VIH).[35] En un estudio, se evaluó la eficacia del dronabinol solo o con acetato de megestrol comparado con el acetato de megestrol solo para el tratamiento de la anorexia relacionada con el cáncer.[43] En este estudio aleatorizado, con enmascaramiento doble de 469 adultos con cáncer avanzado y pérdida de peso, los pacientes recibieron 2,5 mg de THC oral 2 veces por día, 800 mg de megestrol oral diario o ambos. El apetito aumentó 75 % en el grupo de megestrol y el peso se incrementó en 11 %, en comparación con un aumento de 49 % en el apetito y un aumento de 3 % en peso en el grupo THC oral después de 8 a 11 semanas de tratamiento. Estas dos diferencias fueron estadísticamente significativas. Además, la terapia combinada no ofreció beneficios adicionales más allá de aquellos proporcionados por el acetato de megestrol solo. Los autores concluyeron que el dronabinol hizo poco para promover el apetito o el aumento de peso en pacientes de cáncer avanzado en comparación con el acetato de megestrol. Sin embargo, en un ensayo más pequeño controlado con placebo de dronabinol en pacientes de cáncer, se demostró mejora y aumento de la percepción quimiosensorial en el grupo de canabinoide: los alimentos sabían mejor, aumentó el apetito y la proporción de calorías consumidas en forma de proteínas fue mayor que en quienes recibieron placebo.[44]
Most human studies of CBD have been done on people who have seizures, and the FDA recently approved the first CBD-based drug, Epidiolex, for rare forms of epilepsy. Clinical trials for other conditions are promising, but tiny. In one Brazilian study published in 2011 of people with generalized social anxiety disorder, for example, taking a 600-mg dose of CBD (higher than a typical dose from a tincture) lessened discomfort more than a placebo, but only a dozen people were given the pill.

Otras investigaciones se han centrado en los efectos del cannabidiol en la artritis. Así, un ensayo con ratones demostró que un tratamiento con CBD (tanto vía oral como intraperitoneal) conseguía bloquear la enfermedad, paralizando así su progresión. Estos efectos se vinculan con la actividad inmunosupresora y la propiedad antiinflamatoria de este cannabinoide (Malfait y cols., 2000).


Los tratamientos comunes para las migrañas son los analgésicos farmacéuticos, los antieméticos (para detener las náuseas) o los triptanes (que provocan que el cerebro revierta las migrañas). Sin embargo, según algunos estudios, uno de los tratamientos más prometedores está demostrando ser el CBD. El CBD está hecho de la planta de cannabis que se sabe que funciona como un natural muy fuerte. 
En un estudio de observación, se evaluó la eficacia de la nabilona en pacientes de cáncer avanzado que estaban experimentando dolor y otros síntomas (anorexia, depresión y ansiedad). Los investigadores notificaron que los pacientes que usaron nabilona experimentaron un mejor control del dolor, las náuseas, la ansiedad y el sufrimiento en comparación con los pacientes no tratados. La nabilona también se relacionó con una disminución del consumo de opioides, fármacos antiinflamatorios no esteroideos, antidepresivos tricíclicos, gabapentina, dexametasona, metoclopramida y ondansetrón.[59]
En clínica humana, los estudios se han centrado fundamentalmente en dolores de tipo neuropático, probablemente por ser uno de los más difíciles de tratar y hacia el que se dirigen la mayoría de nuevos abordajes farmacológicos. Existe una variedad de cannabinoides, los cuales pueden ser considerados buenos fármacos analgésicos en su conjunto, pero con mucha variabilidad individual. La eficacia clínica es difícil de valorar en su conjunto, ya que existen muchos tipos de ligandos, muchos tipos de dolores y muchos tipos de pacientes. No se pueden comparar, por ejemplo, los efectos producidos por el Cánnabis (con sus más de 400 alcaloides, de los cuales 70 son cannabinoides), con los obtenidos por mezclas de tetrahidrocanabinol (THC) y cannabidiol (Sativex, Marinol), o el efecto de agonistas puros. Además, los efectos secundarios reducen la eficacia terapéutica de su uso como fármacos analgésicos, y tampoco pueden descartarse prejuicios sociales (a los que los médicos pueden no ser ajenos) sobre su uso como fármacos.
Cannabis Indica – Esta planta anual de la familia de las Cannabaceas se considera del género de la Cannabis, pero separada de la Cannabis sativa, y se origina en las montañas Hindúes de Kush y es apta para su cultuvo en climas templados. Usado para inducir el sueño, la planta se describe como chaparra y cónica con ramas densas y cortas con hojas anchas, mientras la Cannabis sativa, es alta con menos ramas y hojas angostas y largas.
Mientras el cannabis sigue siendo ilegal en muchas partes del mundo debido a los efectos psicoactivos del THC, el CBD se puede encontrar en extractos de cáñamo industrial. Es bastante fácil de encontrar y normalmente legal, debido a sus niveles de THC prácticamente insignificantes. Todo consumidor debería asegurarse de que el CBD es legal en su país. Pero ya hay muchos países donde se empieza a permitir el consumo de cannabis con fines medicinales, por lo que el mercado se ha llenado de una serie de productos CBD entre los que elegir para aliviar dolores.
×